Faltas Antideportivas

Una de las situaciones que más controversia crea en los partidos son las faltas antideportivas. En muchas ocasiones se trata de situaciones con contactos duros o “violentos”, pero esta regla no se limita únicamente a este tipo de faltas. Es por ello que para evitar las polémicas o confusiones que se generan en un partido de baloncesto alrededor del artículo 37 del reglamento, veremos todos los tipos de faltas antideportivas que se pueden ocasionar, con la intención de aclarar cuándo se aplica esta regla y cuál será el procedimiento a seguir una vez sancionada. Para ello nos apoyaremos en varios vídeos que nos ayudarán a reforzar los conceptos explicados visualizando los diferentes casos.

Blog Dani

Si acudimos a la página 36 de las Reglas Oficiales de Baloncesto (disponibles en la web de la FBCV), lo primero que se nos detalla son los 4 tipos de faltas de jugador con contacto que deben sancionarse como antideportivas:

1. Cuando no se realiza un esfuerzo legítimo de jugar directamente el balón dentro del espíritu y la intención de las reglas.

2. Cuando es un contacto excesivo y violento del jugador en un esfuerzo por jugar el balón.

3. Cuando es un contacto de un defensor sobre un adversario, por la espalda o lateralmente, en un intento de impedir un contraataque y no hay ningún adversario entre el atacante y la canasta del equipo contrario.

4. Cuando es un contacto de un defensor sobre un adversario en pista durante los 2 últimos minutos de partido, cuando va a efectuarse un saque y el balón aún permanece en las manos del árbitro o a disposición del sacador.

Dentro del caso 1, se incluyen las llamadas “faltas tácticas”, faltas que se cometen intencionadamente (¡ojo! no confundir el concepto intencionado con antideportivo) para parar la transición, donde el jugador que comete la falta no tiene intención alguna de llegar a defender. Si al cometerse la falta se tiene posibilidad de llegar al balón, no será falta antideportiva (al menos no por el punto 1).

 

Pero este concepto no se reduce sólo a este caso concreto, se refiere a cualquier situación en la que el jugador se desentiende del balón a la hora de provocar un contacto ilegal, por ejemplo, agarrar de la camiseta o un empujar a un jugador en el aire.

 

 

Para el caso 2, hablamos de contactos excesivos o poco deportivos. En ningún caso se trata de agresiones, estas faltas estarían incluidas en el artículo 38, Faltas descalificantes.

 

 

Conviene aclarar también del caso 3 dos incisos. El primero, que para que se trate de una falta antideportiva, el equipo que inicia la transición debe haberse hecho ya con el control del balón. Esto puede parecer muy obvio, pero puede generar desconcierto en situaciones de robo de balón mediante un palmeo y que el jugador reciba falta antes de haber llegado a establecer un control del balón (botándolo o sosteniéndolo en una o ambas manos). El segundo inciso, es que en cuanto el jugador que realiza la transición inicie la acción continua hacia canasta (sosteniendo el balón con una o ambas manos), habrá finalizado el contraataque y en caso de recibir falta, ya no se trataría de una antideportiva del caso 3.

 

Por último, para ver con más detalle el caso 4, vamos a ver las Interpretaciones Oficiales a las Reglas de Juego (también disponibles en la página web de la FBCV). Aquí nos encontramos con dos situaciones, la primera cuando el balón está aún en manos del árbitro o ya a disposición del sacador pero aún en sus manos. Se distinguirán dos casos:

– un jugador defensor comete falta. Siempre deberá sancionarse como falta antideportiva (puesto que con esta falta el defensor obtiene una gran ventaja al no dejar correr el tiempo).

– un jugador atacante comete falta. Se sancionará como falta personal (ya que con esta falta, el equipo no obtendría ninguna ventaja).

 

La segunda situación habla de cuando el balón ya ha salido de las manos del jugador que realiza el saque. Se distinguirán tres casos:

– un jugador defensor comete falta sobre un jugador atacante que está a punto de recibir el balón. Se sancionará como falta personal a menos que los árbitros consideren que la gravedad del contacto merezca la sanción de una falta antideportiva o descalificante.

– un jugador defensor comete falta sobre un jugador atacante en una zona del terreno de juego distinta a donde se administra el saque. Puesto que no se trata de jugar el balón y al cometer la falta se obtiene una ventaja al no dejar correr el reloj de partido, se sancionará como falta antideportiva.

– un jugador atacante comete falta. Se sancionará como falta personal (ya que con esta falta, el equipo no obtendría ninguna ventaja).

 

 

Una vez sancionada y anotada una falta antideportiva, el juego proseguirá mediante un tiro o tiros libres del jugador que recibió el contacto y bien, saque desde la prolongación de la línea central enfrente de la mesa de oficiales (siempre con una nueva cuenta 24” en el reloj de lanzamiento) o bien un salto entre dos en caso de haberse sancionado la falta antes del inicio del partido (cuando el balón sale de las manos del árbitro principal en el lanzamiento del salto entre dos).

El número de tiros libres será el siguiente:

– Si la falta se comete sobre un jugador que no está en acción de tiro, se concederán 2 tiros libres.

– Si la falta se comete sobre un jugador en acción de tiro, la canasta, si entra, será válida y se concederá 1 tiro libre adicional.

– Si la falta se comete sobre un jugador en acción de tiro que no logra encestar, se concederán 2 o 3 tiros libres, en función de si estaba lanzando desde la zona de 2 o 3 puntos respectivamente.

 

Hemos de recordar que un jugador será descalificado durante el resto del partido cuando cometa 2 faltas antideportivas, y se anotará en el acta como Game Disqualification (GD) de la siguiente manera:

Blog Dani 2

 

 

Daniel Domínguez (árbitro FBCV)

Deja un comentario

*