Promoción y mejora del baloncesto base

Recientemente se celebraron las Jornadas de Detección en la categoría benjamín. Suponen la puerta de entrada al Programa de Tecnificación de la FBCV, y participaron niños y niñas nacidos en el año 2004.

Esta temporada hemos tenido récord de participación, ya que han sido alrededor de 300 los jóvenes jugadores que han querido entrar a formar parte de nuestro Programa. Desgraciadamente no podremos contar con todos los que asistieron. Este es un Programa que desarrolla la FBCV sin la ayuda de ninguna otra institución y no podemos llegar a entrenar de manera regular a estos 300 niños y niñas. No obstante, cada año hacemos crecer nuestro Programa de Tecnificación en las edades Minibasket (benjamines y alevines). Esta temporada hemos incrementado el número de sedes. Estamos encantados de poder realizar entrenamientos con los benjamines en Guadassuar gracias a las gestiones de su Club. De esta manera, Guadassuar se une a Burriana, Paterna y Alicante y nos permite entrenar de manera estable a 15 chicos y 15 chicas más respecto a la temporada pasada. A los niños y niñas que superan las Jornadas de Detección les esperan ocho sesiones de entrenamiento, con el único objetivo de divertirles y ayudar a su mejora como jugadores y personas. Para no extendernos en este sentido, tan solo reseñar nuestro dossier en el que se puede encontrar toda la información al respecto: http://www.fbcv.es/jugadores/programa-tecnificacion.html
Pero ésta es solo una de las medidas que la FBCV está tomando de cara a la promoción y mejora de su baloncesto base. Recordamos que a día de hoy la FBCV no tiene competencia alguna en estas categorías (cadetes, infantiles, alevines y benjamines). La competencia es exclusiva de la Dirección General de Deportes de la Conselleria. El deporte en edad escolar en nuestra Comunidad tiene 2 grandes vertientes: la municipal y la IR. Es en esta segunda opción, la IR, en la que la FBCV, sin tener la competencia exclusiva de su desarrollo, sí colabora con la Dirección General de Deportes en el diseño y gestión de las diferentes competiciones. En las dos últimas temporadas hemos conseguido crear la competición benjamín en la categoría IR y poco a poco la vamos consolidando. Esta temporada contamos con 22 equipos, frente a los 13 de la temporada pasada. Todavía estamos lejos de los más de 150 equipos infantiles o cadetes en categoría masculina y que nos permiten organizar la competición en 3 niveles diferentes, atendiendo al nivel de destreza técnico-táctica de los participantes. Con 22 equipos tenemos desplazamientos largos, lógicamente más largos que en cualquier competición municipal. Es nuestro objetivo ir convenciendo a todas las entidades para que escojan la categoría IR como la categoría de sus benjamines y alevines. ¿Por qué? Porque se rigen con reglamentos específicamente pensados para la protección de los más pequeños: exigencia de entrenadores titulados; reglamentos adaptados huyendo de una reproducción del baloncesto de mayores y que se encuentra muy lejos de las preferencias de los niños; árbitros formados por la FBCV; anotadores también formados por la FBCV; comités disciplinarios; servicios web, etc.
Los peques merecen lo mejor en nuestro deporte, como en cualquier otro ámbito de la vida. Por eso queremos que las entidades que practican el baloncesto en las categorías de minibasket apuesten por lo mismo, entendiendo siempre que el único factor diferencial es el coste de la inscripción. Son pocos los Ayuntamientos que todavía sufragan al 100% estas competiciones y la FBCV ha conseguido que la Dirección General de Deportes reduzca la cuota de inscripción a unos 250 euros por equipo, alineándose en precio con muchas competiciones de ámbito local. En cualquier caso es responsabilidad de los padres y de sus entidades deportivas determinar qué es lo mejor para la formación de los pequeños. Desde la FBCV tenemos muy claro que por este precio, todo lo que ofrece la IR es muy superior a lo que ofrece cualquier competición de carácter municipal.
Pero el nivel de nuestro deporte y de sus practicantes no solo mejora con el Programa de Tecnificación y con la competición IR. También tenemos muy claro que los cursos de formación de nuestros entrenadores son fundamentales. El curso de nivel 1 de entrenador de baloncesto es un curso de 400 horas lo suficientemente exigente como para garantizar que la persona que lo ha superado tiene las competencias necesarias como para dirigir un grupo de niños. El curso está orientado, claramente, hacia el trabajo con los niños pequeños, cuidando sobre todo los aspectos técnico-tácticos y metodológicos, pero también los físicos y los psicológicos. No es lo mismo entrenar gente adulta que niños pequeños, se requiere una preparación específica y eso lo garantizamos en nuestros cursos.
Además, la vida de un entrenador es muy larga y su formación nunca termina. Es por eso que desarrollamos el plan de Formación Continua, especialmente orientado hacia el baloncesto en categorías de formación, y con actividades específicamente dirigidas hacia el Minibasket también.
Esta Federación no va a cejar en sus intentos por mejorar su deporte, concretamente no va a cejar en sus esfuerzos por la mejora del baloncesto base y del minibasket. Tenemos varios proyectos en marcha y otros que verán la luz en un plazo medio de tiempo, pero necesitamos la ayuda de todas las entidades deportivas vinculadas al baloncesto. Necesitamos un paso delante de las mismas y que continúen avanzando en su trabajo de las categorías de iniciación. Deben auto exigirse la mejora del jugador como único objetivo, por encima de cualquier otro competitivo, ya que el niño o la niña debe ser lo primero en estas edades. Esto implica el tener entrenadores debidamente titulados y participar en competiciones que garanticen la seguridad en todos los planos del jugador (física, técnica y educativamente). También implica que los padres entiendan el baloncesto como un espacio formativo de sus hijos, por encima de cualquier otro componente competitivo, exigiendo a sus entidades el máximo cuidado y respeto por sus hijos como lo hacen en los demás ámbitos de su educación. Estamos muy contentos de la respuesta a nuestras Jornadas de Detección, pero sólo suponen una pequeña parte de la formación de los más pequeños.  A partir de ahora comenzamos un viaje de 7 años (desde benjamines a cadetes de segundo año) en el que ayudaremos a sus hijos complementando el trabajo que hacen en sus escuelas o clubes, siendo esto último lo realmente importante.
Israel Sanchis (director deportivo FBCV)

Deja un comentario

*